ESCAPADA PERFECTA

La gran heroína postapocaliptica, Milla Jovovich, a la que ya sólo la queda pegarse con Aliens y Predators si su santo lo tiene a bien, de momento regresa a nuestras pantallas con un largometraje de acción. Y nadie mejor que mi estimado Victor Guybrush para acudir al pase de prensa y ser la firma invitada esta semana.

 

Milla Jovovich y Steve Zahn interpretan a una pareja de recién casados de viaje de novios en Hawaii. Las placenteras vacaciones que se perfilaban en el horizonte se empiezan a torcer cuando  una noticia les sorprende en mitad de una caminata: una pareja de recién casados han sido asesinada y los autores parecen ser otra pareja. Da la casualidad de que nuestros protagonistas se cruzan con otras dos parejas en su estancia en Hawaii; primero la compuesta por Marley Shelton y Chris Hemsworth de la que empiezan a sospechar desde el primer momento (por cosas como que la chica lleva rastas y el tipo tatuajes, en fin…) y después la formada por Timothy Olyphant y Kiee Sanchez, quienes al principio parecen de lo más normales, pero muy pronto empiezan a mostrar ciertas actitudes y aptitudes fuera de lo común que inquietarán a nuestros protagonistas.

No nos vamos a engañar: lo mejor de la película son las vistas. Hay un poco de todo y para todos: mujeres atractivas, entre ellas una Jovovich más guapa que en los últimos anuncios en los que ha aparecido, y tíos con los músculos cincelados, entre ellos el Thor de Kenneth Branagh, Chris Hemsworth. Si preferís barrigones peludos o bajitas con carne donde agarraros no hay problema: todavía podéis deleitaros con los preciosos paisajes de Puerto Rico, Hawaii (donde se desarrolla la historia) y Jamaica por los que nuestros protagonistas se mueven.La película no es lo que da a entender el trailer o su sinopsis. Los protagonistas están buenos pero no son clichés con patas, los diálogos no dan grima y las escenas de tensión no son solo cuestión de golpes de música.

Para empezar, se ríe del género gente-guapa-perseguida-por-asesino-en-serie, y bastante. A los veinte minutos de película nuestros fornidos amigos Zahn y Olyphant se ponen a hablar de guiones cinematográficos, porque Zahn resulta ser guionista de profesión. Olyphant le comenta que él ha vivido muchas cosas y que podría hacerse una película con ellas, y, además, que él controla algo de guiones, todo bastante básico, como el arenque rojo, que no es más que introducir un personaje para distraer la atención del público. El espectador avispado dirá “o sea, que me están diciendo, claramente, casi dándome con ello en la cara, que me van a hacer un buen lío con los personajes; que al final quien parecía el asesino no lo es… o tal vez sí”.

Las clases básicas de guión y las pistas para el espectador van más allá. Por ejemplo cuando Olyphant le advierte a Zahn que tiene la cabeza recubierta de metal porque se la volaron en la guerra y tuvieron que reconstruirla “Recuerdalo cuando empieces a escribir el guión de mi vida, es un detalle importante”, remata. Y nosotros, que somos muy listos, sabemos que eso será importante en el futuro pero todavía no nos imaginamos por qué.

De ahí en adelante la película va jugando con el espectador, siguiendo unas pautas marcadas al inicio y cuyo tercio final es, claro, el malo persiguiendo al bueno con un par de giros inesperados (o esperados, que hay mucho listo en las salas de cine). Las escenas de acción, bastante escasas por otro lado, tienen un par de momentos muy logrados e interesantes que por desgracia no se explotan lo suficiente. Tampoco se explota al máximo el personaje de Olyphant, que es un Bear Grylls cojonudo, un Último Superviviente que lo mismo te monta una tienda de campaña con un hacha como caza una cabra montesa para cenar con un arco que él mismo monta.

Tomarse las cosas en serio está bien, pero tomárselas con un poco de guasa es a veces mucho más efectivo. La escapada perfecta se deja ver y cuando la pongan en Televisión española sin anuncios más de uno se va a quedar con el culo pegado al asiento hasta que se resuelva el misterio de las parejas asesinas en paradisíacos lugares. No seré yo quien la recomiende (un poquito más de mala leche y habría sido altamente recomendable) pero al menos no es para echarse a llorar. Si se hubiesen pasado un poquito, solo un poquito más de rosca, se habría ganado la tercera estrellita.

 

Anuncios

2 Respuestas a “ESCAPADA PERFECTA

  1. Ya el título (hortera) no me incita a comprar la entrada.
    Según tu crítica y como bien dices, es buena para sofá y sobremesa. Eso sí, lo de que la compre TVE y no T5 ya es mucho esperar.

    Un saludo

  2. No lo dudes, esto es para echarse la siesta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s