AN EDUCATION

Este viernes se estrena el nuevo trabajo de la directora danesa Lone Scherfig, autor de películas tan increíbles como “Wilbur Se Quiere Suicidar” o “Italiano Para Principiantes”, llamado “AN EDUCATION”.

Estamos ante un singular trabajo ya que ha realizado la película en el seno de un gran estudio y se trata de la adaptación de las memorias de la periodista Lynn Barber, que se publicaron originalmente en la revista literaria Granta, que os trasladará a la Gran Bretaña del comienzo de los sesenta, en plena cúspide del conservadurismo que se desarrolla tras la posguerra, y en los inicios de una década que se va a caracterizar más tarde por estar libre de convencionalismos.

En los suburbios londinenses de la posguerra, antes de la llegada de los Beatles, una joven y brillante estudiante llamada Jenny, interpretada por Carey Mulligan,  se debate entre sus estudios preparatorios para conseguir una plaza en Oxford o las mucho más excitantes alternativas que le ofrece un carismático hombre ya adulto llamado David, encarnado por Peter Sarsgaard, que resultará ser un pretendiente poco conveniente.

El guionista Nick Hornby firma una obra curiosa que formalmente está cercana al existencialismo. Una película que versa sobre los excesos en todos los sentidos. Cuando somos adolescentes no miramos que hay un más allá, un futuro, vemos el aquí y ahora. Exprimimos la vida como si se tratara de una naranja para extraerle todo el jugo. Dónde están los límites, es lo que no da respuesta el guión. Que en el fondo es de lo que se trata educar. De ahí el título del largometraje. Esa respuesta la tendrá que buscar el espectador a la salida, en un largo y agradable coloquio. Así que estamos ante un filme que da para una cervecita y charla jugosa.

He de reconocer que no está a la altura de sus dos precedentes largometrajes. Con esto no quiero decir que sea mala. Para nada, se deja ver sin muchos problemas. Mulligan y Sarsgaard han sabido crear química, y Alfred Molina está inmenso en el papel de padre de la joven. Sabe darle las dobleces necesarias para que la trama avance y sea un rato irónica. Así como Emma Thompson, que sale cinco minutos contados, en un papel que todos recordaremos. Esa mujer tiene la capacidad de llenar la pantalla y de que eclipsar al actor que tiene delante. Por eso es más de alabar el trabajo de la joven Mulligan porque tienen una batalla dialéctica de alto voltaje. Así esta película huye de ponerse nostálgica con una época determinada para bucear en las formas de vida y en realizar una disección de la sociedad del momento.

Calificación: 6,5

Anuncios

6 Respuestas a “AN EDUCATION

  1. Le tengo muchas ganas a ésta desde hace tiempo. Si no está a la altura de los dos trabajos anteriores de Scherfig, vengan “peores” películas como éstas.
    Saludos.

  2. Mi estimado 39 escalones, corregido el desliz. Tiene toda la razón que vengan muchas películas “peores” como esta. Lo que trataba de decir es que la película es buena pero no tanto como sus dos anteriores trabajos, así los que conocemos su trabajo vayan con cierta cautela para que no se vean defraudados.

  3. A mí me pareció deliciosa… Me gustó más que Wilbur, dicho sea de paso.

    1 saludo!

  4. Tomo nota! Añadida a la lista de pelis pendiente que tengo que ver ya!

  5. Mi estimado redrum, si no digo que no sea bonita, bonita es.
    Mis estimados bimba y bimbo ánimo que os gustará.

  6. Pingback: CRITICA “NUNCA ME ABANDONES” | VIDEODROMO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s