Archivo de la etiqueta: Richard Dreyfuss

Crítica «Piraña 3D»

Dedicado a J., Viruete, Solondz

Me han dicho que han detectado actividad sísmica en el lago. Mañana vendrán los sismólogos.
Fallon

Vamos a rodar unas secuencias con estas chicas locas, locas, locas.
Derrick Jones

Los turistas tratan el lago como un basurero.
Sheriff Julie Forester

Esta piraña desapareció de la faz de la tierra hace dos millones de años.
Mr. Goodman

Todos los años, el tranquilo municipio de Lake Victoria ve alterada su calma por el “spring break” que es la fiesta de la primavera, a la que acuden miles de jóvenes estudiantes universitarios preparados para disfrutar del sol, el alcohol, las drogas y el sexo. Pero un terremoto liberará a cientos de voraces pirañas del pleistoceno, que obviamente sembrarán el terror en el lago. Como en toda buena película de bichos y catástrofes, un dispar grupo de desconocidos deberá unirse para evitar acabar convertidos en la merienda de los nuevos y sanguinarios habitantes del lago.

Tratar este largometraje como si fuera un remake más al uso es todo un error. Con ello quiero decir que dejad vuestros prejuicios aparcados un momento, sobre todo si os gusta este género. Pete Goldfinger y Josh Stolberg han sido los encargados de firmar el guión  que el iconoclasta Alexandre Aja ha puesto en pie. Aja se está convirtiendo un especialista en renovar clásicos, os recordamos que es el responsable de la puesta al día del film de Wes Craven “Las colinas tienen ojos”.

Las principales bazas de este honesto largometraje son, en primer lugar la manga ancha otorgada al realizador parisino por parte de los todopoderosos hermanos Bob y Harvey Weinstein, que se ha depositado toda la confianza en su gran profesionalidad. En segundo lugar las altas dosis de mala uva que posee el guión. Además, algunas de las protagonistas no dejan de ser una puesta al día al canon contemporáneo de belleza de las famosas Vixen de Russ Meyer. Pero es más, su origen europeo le lleva a jugar con toda la irreverencia del mundo dando una gran pátina de mala uva, y jugando con las bases del género de bichos asesinos y voraces, así la escena de las partes nobles de Derrick sólo es posible con un valiente realizador que sabe jugar y reírse del mainstream.

Su parentesco es más cercano con el film firmado por Corman, Sayles y Dante en 1978, que por la segunda parte de Cameron. Eso le lleva a poner al día los diversos homenajes realizados por Joe Dante a “Tiburón” de Steven Spielberg o inclusive al film original. Os recuerdo que Dante elegía a actores de la talla de Kevin McCarthy, Dick Miller o la gran Barbara Steele. Aja por su parte elige a Richard Dreyfuss que os recuerdo que aparecía en el clásico de Spielberg, Ving Rhames, Elisabeth Shue o Christopher Lloyd, me imagino que para satisfacer su ansias frikis porque está inmenso haciendo de científico loco, que recuerda mucho a Doc de “Regreso al futuro”. Para interpretar a Jake, el hijo mayor de la sheriff Forester, Aja ha recurrido a Steven R. McQueen, nieto del legendario actor Steven McQueen. Pero rescata del mundo catódico a Jerry O’Connell para levantar a ese pintoresco director de vídeos porno. Es más le reserva momentos  verdaderamente antológicos.

Pero lo mejor es que no pierde ni un ápice de su personalidad, porque a gore no le gana nadie, y las pinceladas que hay están muy bien dosificadas, y no desentonan, y encima le ofrece a Eli Roth, el director de “Hostel” para que haga de presentador del concurso de Miss camiseta mojada, y a Greg Nicotero, creador de los efectos especiales, el de capitán del barco. Se trata en resumidas cuentas de un film honesto, que no aburre, es muy entretenido y da juego si la ves con los colegas. Hay algún sustillo que otro y es absolutamente incorrecta e irreverente. Obviamente no está llamado a revolucionar la narrativa, ojo, que no digo eso, pero da lo que quiere el público joven y los amantes del género. Dudo mucho que Eli Roth hubiera sido capaz de jugar con las claves del género, para acabar creando esta particular mezcla de gore, humor e ironía.

Calificación: 6

Anuncio publicitario

RED

Tengo 80 años, un cáncer terminal de hígado, ¿qué me van  a hacer?
Joe Matheson

Esperaba que tuvieras pelo.
Sarah Ross

RED significa Red de Espías Desactivados. En ella está Frank Moses que es un antiguo agente de operaciones encubiertas de la CIA. Ahora lleva una tranquila y solitaria existencia. Eso será así hasta que un buen día aparece en su casa un equipo de asesinos de alta tecnología decididos a acabar con él. Con su identidad comprometida y la vida de Sarah, una mujer por la que siente un gran afecto, en peligro, Frank reúne a su viejo equipo en un intento desesperado por sobrevivir. Esta es la propuesta de partida de esta divertida comedia de acción basada en la novela gráfica de culto de DC Comics, escrita por Warren Ellis e ilustrada por Cully Hamner.

Pocas son las ocasiones en las que una adaptación de un cómic a la gran  pantalla no me ha aburrido, por lo general suelen estar lastradas por grandes preámbulos y los acontecimientos suelen ser muy reiterativos. Pues bien, el guión de Jon Hoeber y Erich Hoeber me ha resultado ameno y divertido, cargado de momentos un tanto cínicos e irónicos, que suponen una vuelta de tuerca a todo este mundo. Robert Schwentke, que firma productos tan mediocres como “Más allá del tiempo” o “Plan de vuelo: desaparecida”, nos sorprende dirigiendo a todo un elenco entregado a la causa. En el brilla con luz propia tanto Mary-Louise Parker como las veteranas Helen Mirren y Rebecca Pidgeon, todas están divertidísimas.

Pero los chicos del reparto hacen lo suyo,  quiero destacar la capacidad de reírse de sí mismo por parte de Bruce Willis, y la sorprendente faceta cómica de dos grandes actores dramáticos como son John Malkovich, Morgan Freeman o Richard Dreyfuss. Pero el corazoncito de este cinéfilo se puso a brincar al ver a Ernest Borgnine en un papel meramente testimonial. Así que como podéis apreciar este largometraje posee un reparto de lujo, que se acopla perfectamente a sus requerimientos tanto de efectos especiales por doquier, en el que veréis a Willis descender de un coche en plena persecución con una soltura y elegancia inusitada, como de acción sin límites, del que destaco la secuencia del duelo protagonizada por Malkovich. Todo ello hace que esta película sea un entretenimiento de calidad, y no me extraña la recaudación realizada en Estados Unidos por la película.

Calificación: 6

OLEADA DE CLONES


El próximo 30 de junio llega a nuestras pantallas el remake de «LAS COLINAS TIENEN OJOS» del director norteamericano Wes Craven. Película de género y de culto realizada en 1977, y de la que el propio realizador generó su secuela en 1985. Realizada con un escaso presupuesto y un argumento muy básico, el periplo de una familia americana a lo largo del país tiene un accidente en el desierto. Allí serán capturados por una extraña familia de deformes. Esta trama se encuadrada en la mítica serie de películas de terror iniciada por Tobe Hooper con su «Matanza de Texas» donde origen al subgénero del gore, donde los asesinatos sangrientos y violentos son los motores de la historia. Pues bien, Wes Craven conjuntamente con un desconocido Alexandre Aja son los escritores de esta revisión, que los afortunados que vivan en Madrid podréis ver en primicia dentro de la muestra del canal SCIFI.
Pero la cosa no queda aquí, regresa también un personaje tan entrañable como terrorífico, el niño Damien Thorn, personaje principal de «LA PROFECIA», genial película de género que se estrenó en 1976 con un Gregory Peck y Lee Remick en pleno estado de gracia, todos dirigidos con mano sobria por Richard Donner, antes de meterse en proyectos con menos enjundia como «SUPERMAN».

Recuerden que esta era el inicio de la trilogía del Anticristo, los dos siguientes capítulos se llamaron «LA MALDICIÓN DE DAMIEN» y «EL FINAL DE DAMIEN», en las que podíamos ver crecer demonio hecho carne y hueso, llegando a pujar por la Presidencia de EEUU. Pues bien, el próximo 6 de junio se estrena su remake dirigido por John Moore, menuda fecha el 6 del 6 del 2006, vamos esto si que tiene tirón de marketing o no sé si echarme a temblar. Esta escrita por el mismo guionista de la trilogía anteriormente mencionada David Seltzer. Liev Scheiber y Julia Stiles son los nuevos papas del Anticristo. En este caso a pesar de encargar la banda sonora a Marco Beltrami, todos ustedes podrán escuchar el tema principal de «LA PROFECIA» escrito por Jerry Goldsmith, tan inquietante como barroco.
Y para terminar de ahogarnos en este mar de inutilidad, nos llega «POSEIDÓN» remake de «LA AVENTURA DEL POSEIDÓN» realizado en 1972 inició tanto una saga, ya que tuvo secuela «MÁS ALLÁ DEL POSEIDÓN» e incluso una versión televisiva en el 2005, como el género de catástrofes, que hizo furor por los años 70.

Década en la que los guionistas de la Meca cambiaban de utilitario para poner a un grupo de pasajeros al borde de la muerte, bien sea tren como en «EL PUENTE DE CASSANDRA», en barco como en «LA AVENTURA DEL POSEIDÓN» o en avión, «AEROPUERTOS VARIOS». Dirige esta gran perla, Wolfgang Petersen, que ya tiene experiencia en generar olas de muchos metros de altura para poner los pelos de punta tanto al respetable como a los capitanes de barcos, sino que se lo cuenten a George Clonney que se fue a pescar y salió escaldado en «LA TORMENTA PERFECTA». En los papeles principales un mar embravecido, Kurt Russell, Josh Lucas y Richard Dreyfuss, que andaba un pelín desaparecido.
Toda esta oleada de clones nos hace pensar que Robert Altman en «EL JUEGO DE HOLLYWOOD» tenía más razón que un santo, que por mucha industria que tengan, y por muy poderosa que pueda parecer, puede que esté escasa de ideas nuevas. Pero humildemente creo que existe un sector de la industria norteamericana que está apoyando al gobierno Bush, de tal forma que hacen productos con el único objetivo propagandístico de meter miedo a una población con encefalograma plano, como bien sostenía Michael (escandalitos) Moore en «BOWLING FOR COLOMBINE». Menos mal que el público europeo tiene más de una neurona, aunque últimamente crítica y público andan un tanto divorciados por estos lares.